Elecciones intermedias en EEUU: ¿serán decisivas las mujeres tras la sentencia sobre el aborto?

¿Qué harán ahora las mujeres estadounidenses? ¿Ganarán la solidaridad entre ellos, como siempre han ganado en Italia sobre el aborto? ¿O se instalarán en bandos opuestos en una cuasi-guerra civil? La votación de noviembre será la primera prueba. Las mujeres podrían constituir el núcleo fuerte de ese frente moderado que no encuentra expresión política en EEUU
Please be aware that the translation of contents, although automatic, has a cost to Feminist Post but is provided to you without any charge. Please consider making a contribution via the "Support us" page if you intend to use our translation service intensively.
The contents of this site are translated using automatic translation systems without the intervention of professional translators.
Translations are provided for the sole purpose of facilitating reading by international visitors.
Comparte este artículo

¿Qué harán ahora las mujeres estadounidenses? ¿Ganarán la solidaridad entre ellas, como siempre han ganado en Italia con respecto al aborto, manteniendo unidos a católicos y agnósticos, a mujeres de izquierdas y de derechas en defensa de la ley 194/78? ¿O se instalarán en los bandos enfrentados, para describir con un eufemismo la cuasi guerra civil que se vive en Estados Unidos? Las elecciones de mitad de mandato de noviembre, que daban como favoritos a los republicanos, serán la primera prueba: ¿cuántas votantes, descontentas o muy descontentas con la administración de Biden, obsesionada con los derechos trans y la política de género, seguirán decidiendo apoyar a los demócratas tras el fallo de ayer? ¿Cuántas mujeres republicanas renunciarán a su apoyo al partido en protesta por la decisión del Tribunal Supremo? Las mujeres podrían constituir el núcleo fuerte de ese frente moderado que no encuentra expresión política en Estados Unidos.


Si es cierto que Los conservadores estadounidenses tenían casi en el bolsillo las elecciones intermedias de noviembre- señal alarmante para los demócratas de haber perdido Virginia el pasado noviembre- la decisión del Tribunal Supremo que anula el caso Roe contra Wade, haciendo que el aborto sea ilegal en al menos la mitad de los estados de Estados Unidos, podría volver a poner todo en disción.

Los ciudadanos estadounidenses tienen muchas razones para estar descontentos con la administración Biden-Harris, empezando por -siguiendo con el tema de los derechos- la obsesión presidencial con las personas trans y la identidad de género. Pero Cuando dices "aborto" tocas un tema muy sensible que une a las mujeres -los cuerpos de las mujeres, que vuelven a aparecer en escena- en una solidaridad primaria e instintiva, recordando la memoria dolorosa y casi genealógica de las muchas que a lo largo de los siglos han arriesgado su pellejo o lo han dejado porque no querían un hijo, o no podían, o se habían quedado solas como les ha ocurrido a tantas.

¿Cuántos votantes republicanos estadounidenses -y probablemente también votantes- revisarán su intención de voto tras la bofetada del Tribunal Supremo?

Como escribió una vez Madeleine Albright, ex secretaria de Estado de EE.UU., "hay un lugar especial en el infierno para las mujeres que no ayudan a otras mujeres": y esa es exactamente la clave para entender por qué en nuestro país muchas mujeres católicas, aunque decían "yo nunca lo haría", apoyaron tenazmente una ley, la 194/78, que no establecía el "derecho al aborto", sino que garantizaba la vida y la salud de uno de ellos que decidió interrumpir un embarazo.

¿Se aplicará esto también a los Estados Unidos tras el veredicto de choque? ¿La proximidad de las mujeres producirá cambios políticos?

Desde este punto de vista Italia es muy diferente de América. Aquí nunca hemos visto asaltos a clínicas abortistas ni manifestaciones truculentas como las que no han dejado de sucederse en los casi 50 años de Roe vs. Wade. Incluso los antiabortistas italianos -que en los últimos tiempos se han vuelto más extremistas, feroces y decididos a conseguir la abolición de la ley 194, impulsados por el viento americano- siempre se han movido con relativa moderación.

En EE.UU., la cuestión del aborto nunca ha dejado de ser una herida abierta también por la sencilla pero muy buena razón de que los antiabortistas estadounidenses han encontrado un interlocutor político en el Partido Republicano, sobre todo a partir de la presidencia de Trump, cuando el enfrentamiento entre alineaciones identitarias en este y casi todos los temas se volvió frontal, rozando la guerra civil, y sin posibilidad de mediación.

En Italia, en cambio, no hay un solo partido que emprenda la batalla contra la ley 194: Matteo Salvini siempre ha sido claro, "la 194 no se toca", e incluso Giorgia Meloni siempre ha garantizado su apoyo a la ley actual.

La minoría fundamentalista pro-vida italiana no tiene un interlocutor político: una diferencia importante entre nosotros y ellos que hace inimaginable que la sonada noticia de EE.UU. se extienda pronto a Italia.

El hecho es que aunque el "derecho" al aborto caduque en la mitad de América los abortos seguirán existiendo y seguirán siendo un problema a tratar: con el turismo del aborto, para los que se lo pueden permitir (unos pocos) y obligando a todos los demás a conformarse, sobre todo a los hispanos y afroamericanos, posiblemente con el recurso a la píldora abortiva que, sin embargo -no lo olvidemos-, en un cierto porcentaje de casos requiere una posterior hospitalización (siempre para los que tienen seguro médico).

La tasa de abortos no disminuye con la ley. Y la herida abierta sangrará aún más: bonito resultado.

Marina Terragni (publicado en Periódico nacional 25 de junio de 2022)


Muchas de las noticias publicadas por Feminist Post no las leerás en ningún otro sitio. Por eso es importante apoyarnos, aunque sea con una pequeña contribución: Feminist Post se produce únicamente gracias al trabajo voluntario de muchas personas y no tiene financiación.
Si cree que nuestro trabajo puede ser útil para su vida, le agradeceremos la más mínima contribución.

Puede darnos su contribución haciendo clic aquí: Patreon - Feminist Post
También puede interesarle
14 abril 2024
Niños adictos a las hormonas: un ensayo in vivo. ¿Quién lo pagará?
Hilary Cass, la pediatra británica que elaboró un monumental informe sobre la "terapia afirmativa" para menores, no se anda con rodeos: esos niños "fueron utilizados como balones de fútbol". Nunca se ha demostrado que los bloqueadores de la pubertad funcionen, que reduzcan el riesgo de suicidio, que aumenten el bienestar de los pacientes: ni mucho menos. ¿Quedarán impunes quienes, a falta de certeza científica, han infligido estos tratamientos, quienes incluso han perseguido a tantas personas de buena voluntad decididas a destapar el escándalo en nombre de la verdad? Keira Bell, la detransicionista más conocida, espera consecuencias penales
La inglesa Keira Bell, antigua paciente de la Clínica Tavistock de Londres, es sin duda la más famosa de las personas que han abandonado la transición. Tras la publicación de la Cass Review, declara a The Times que le gustaría que se iniciara un proceso penal para que los niños tratados por la clínica con bloqueadores de la pubertad y hormonas puedan por fin obtener justicia. Keira tiene ahora 27 años, juzga el tratamiento al que fue sometida -bloqueantes, hormonas, extirpación de pechos- "experimental en el mejor de los casos, destructivo en el peor" y cree que los profesionales han [...]
Leer ahora
12 abril 2024
Encerrado en una valla. Como en Kabul
Carta abierta al alcalde Gualtieri y demás autoridades competentes sobre la increíble escena de discriminación en el barrio de Centocelle, en Roma: mujeres aisladas como animales inmundos para las celebraciones de fin de Ramadán. ¿Quién ha autorizado esta inaceptable manifestación? ¿Y qué medidas se tomarán contra esta barbarie misógina?
Al Alcalde de Roma Roberto Gualtieri Al Presidente del Ayuntamiento V Mauro Caliste A la Comisión de Igualdad de Oportunidades del Ayuntamiento de Roma y p.c. A la Ministra de Igualdad de Oportunidades y de la Familia Eugenia Roccella Al Ministro del Interior Matteo Piantedosi Estimado Alcalde, estimado Presidente, estimados miembros de la Comisión de Igualdad de Oportunidades, estamos consternados y conmocionados por la forma en que el Ayuntamiento V de la Capital -Piazza dei Mirti, barrio de Centocelle, a pocos metros de la escuela que lleva el nombre de Artemisia Gentileschi- acogió las celebraciones [...].
Leer ahora
10 abril 2024
REINO UNIDO. Informe Cass: no más terapia afirmativa para niños con problemas de género
Sale a la luz el informe final de la pediatra Hilary Cass sobre las transiciones infantiles: ofrecer terapia afirmativa fue un fracaso. No hay pruebas sobre la eficacia de los bloqueadores de la pubertad, que nunca deberían prescribirse salvo en casos excepcionales. Las hormonas del sexo opuesto no deben administrarse antes de los 18 años, e incluso entre los 18 y los 25 hay que tener precaución. Un punto de inflexión definitivo
Esta mañana se ha publicado el esperado informe final del Cass Review, un estudio independiente presidido por la pediatra Hilary Cass sobre los servicios de salud pública para niños y jóvenes con "disforia de género". El informe final y las recomendaciones se han presentado a NHS England. He aquí lo más destacado. La condena de la terapia afirmativa es definitiva, y viene determinada por la absoluta falta de pruebas de que los bloqueadores de la pubertad y las hormonas del sexo opuesto aporten beneficios reales a los niños que sufren "incongruencia de género [...].
Leer ahora
28 de marzo de 2024
Terapias hormonales en niños: los seguros médicos empiezan a huir
El riesgo de demandas millonarias de menores sometidos a tratamientos irreversibles que se arrepienten de la "terapia afirmativa" es demasiado alto: por eso algunas aseguradoras ya no tienen ganas de cubrir la "medicina de género" en sus pólizas
Quienes se resisten al mercado de la transición de chicas y chicos no conformes con su género saben muy bien que casi siempre el punto de inflexión -como ocurrió en el Reino Unido con Keira Bell y en Estados Unidos con Chloe Cole- es la demanda interpuesta por un antiguo niño -o niña- tratado con bloqueadores y hormonas contra los médicos que administraron la "terapia": el bando de los detransicionistas es decisivo. Entonces el juego se convierte en dinero contra dinero: el dinero recaudado por las clínicas de género frente al dinero que acaban [...].
Leer ahora
23 de marzo de 2024
También en Wyoming detener la transición de los menores
Es el 24º estado de Estados Unidos que prohíbe los tratamientos farmacológicos y quirúrgicos en el cuerpo de niñas y niños no conformes con su género. Los médicos y profesionales que sigan prescribiendo terapias afirmativas perderán sus licencias. En la aprobación de la ley fue decisivo el testimonio -y la acción legal- de la transexual Chloe Cole. También se aprobó una normativa que prohíbe el adoctrinamiento trans en las escuelas.
A partir del próximo 1 de julio, quedarán prohibidos en Wyoming los tratamientos hormonales y la cirugía de transición de género en menores. Con la aprobación de la ley, Senate File 99, Wyoming se unirá a otros 23 estados de EE.UU., desde Alabama a Virginia Occidental, que han prohibido o restringido severamente la medicina de afirmación de género en menores. En virtud de la ley, los médicos, farmacéuticos y otros profesionales de la salud que presten servicios de reafirmación de género podrían ver suspendidas o revocadas sus licencias. Con la oposición del gobernador Mark Gordon, [...]
Leer ahora
12 de marzo de 2024
El Reino Unido ha decidido: no más bloqueadores de la pubertad para niños con disforia. Es el punto de inflexión definitivo (en memoria de Yarden Silveira, 1998-2021, asesinado por "cambio de sexo")
No sólo la parada de la Clínica Tavistock: ningún centro británico para chicas y chicos "no conformes con su género" podrá recetar ya bloqueadores de la pubertad. El enfoque tendrá que ser exclusivamente psicológico: un rotundo giro que tendrá repercusiones en todo el mundo, incluida Italia. Uno de los mayores escándalos de la historia de la medicina llega por fin a su fin: ¿pagará alguien por los miles de menores irreversiblemente dañados? Recordemos aquí a uno de ellos que perdió la vida por culpa de la falta de escrúpulos de médicos y cirujanos
El Servicio Nacional de Salud británico (NHS) anuncia que YA NO SE SUMINISTRARÁN BLOQUEADORES DE LA PUBERTAD A LOS MENORES CON DISFORIA DE GÉNERO: se trata de una noticia enorme y reconfortante tras años y años de lucha en primera línea. Así pues, no sólo se cierra el servicio especializado de la Clínica Tavistock de Londres, sino que ningún centro de tratamiento de menores con disforia volverá a utilizar bloqueadores de la pubertad. La decisión, calificada de "histórica", tendrá repercusiones en todo el mundo, [...].
Leer ahora